EL PROBLEMA NO SON LOS IMPUESTOS ALTOS SINO DÓNDE SE UTILIZAN

Posted on 2012/01/16. Filed under: Información propia, Libertad Digital | Etiquetas: , , , , , , , , , , |


Por fin, los “socialistas” de derechas ya están en el poder.

Y digo esto rememorando lo que ya afirmaba Friedrich Hayek en su dedicatoria del libro Camino de servidumbre en 1944: “A los socialistas de todos los partidos”.

La primera medida que ha tomado el Gobierno del PP es subir los impuestos porque se necesita dinero inmediato para mantener la estructura del Estado.

A la espera de los hechos, no de las palabras, el nuevo gobierno no han demostrado nada que no se supiera de antemano; que el mantenimiento de la estructura del Estado, sobre todo la superflua, es “su” medio de vida por lo que va a ser difícil que la desmantelen; que si desmantelasen algo será en los elementos en los que  tienen una “rentabilidad” política menor, por ejemplo, hospitales, servicios públicos, subvenciones a los que no les son próximos, …; y a ser posible intentarán reducir el gasto lo menos posible, porque a mayor gasto mayor rédito electoral en esta “desgraciada España”. (Ruego a Dios todopoderoso, o al Gran Arquitecto si lo preferís, que me equivoque, y que me tenga que comer estas palabras en un corto espacio de tiempo)

Y estos son los “ultraliberales” según la actual oposición. ¡Menos mal!

Estos políticastros se jactarán de la cantidad de “ahorro” que su gestión garantiza y nos estarán mintiendo. Que yo sepa el ahorro se produce cuando la prestación de un mismo servicio o la adquisición de un producto cuesta menos dinero, y no cuando se elimina ese servicio o ese producto. Cuando esto último ocurre no se llama ahorro, se llama reducción de gasto, y como consecuencia eliminación del servicio o la no adquisición del artículo, en definitiva, perjuicio al ciudadano.

PERO ¿PAGAMOS POCOS IMPUESTOS?

Dicen que nuestra presión fiscal, que en 2009 se situó en el 30%, es un porcentaje bastante bajo en relación con el de otros países de la UE. Lo que no dicen es que este dato se obtiene dividiendo el total recaudado en impuestos entre el PIB total de un país. Debido a que se ha reducido muchísimo la cantidad recaudada por la crisis el % resultante disminuye, aunque no se haya reducido sino incrementado los impuestos a pagar por el ciudadano (IRPF, IVA, IBI, etc…) Ya que hay menos gente trabajando, o sea, tributando, aunque se hayan incrementado los impuestos los ingresos del Estado se sigue reduciendo impepinablemente la cantidad recaudada, y con ello también baja la presión fiscal. (¿Impuestos bajos?: la fiscalidad en España es más dura que la media de la UE, Libertad Digital del 2010-12-27)

Pero ¿cuántos impuestos pagamos en realidad? Es un poco complicado el saberlo con exactitud. Pero os propongo el siguiente juego. Usad la Calculadora Fiscal de la Institución Futuro. Introducid datos y a ver cuántos días tenéis que trabajar gratis solo para pagar el mantenimiento del Estado. La calculadora tiene una limitación evidente, que es parcial y está pensada para la fiscalidad de 2008 y para la Comunidad Foral de Navarra. Pero los datos que salen son significativos.

En España de 2008 como media se necesitó 142 días, hasta el 21 de mayo, para hacer frente a todos los impuestos directos e indirectos, así como a las cotizaciones a la Seguridad Social . (M. Llamas, Libertad Digital del 2008-06-16)

¿Quereis saber el % de impuestos totales que pagais respecto a vuestro sueldo real, que, por cierto, no es el que os lleváis a casa? Pues usad esta otra Calculadora Fiscal del Blog Cuantos impuestos pago. Sí, ya sé, la estimación del IVA a pagar puede ser variable dependiendo de cuanto consumas, en lo qué consumas y lo que ahorres; pero el IVA de esta tabla esta al 16% que comparado con el actual es inferior y reduce la cuantía para el cálculo.

A mi me sale que en 2010, cuando trabajaba, pagaba un 46 % del sueldo, que es la suma de el sueldo bruto más la cuota empresarial de la SS que el empresario paga por ti, es decir, parte de tu sueldo.

¡Qué barbaridad, verdad! Pues aún no queda ahí la cosa…

Y ¿PARA QUÉ SIRVEN NUESTROS IMPUESTOS?

Voy entonces ahora a desarrollar qué se paga con todos nuestros impuestos, directos e indirectos.

Con nuestros impuestos se paga:

.- El mantenimiento de la Estructura del Estado, Comunidades Autónomas, Diputaciones, Áreas Metropolitanas, y Ayuntamientos;

.- Ejercito, Policía, la Estructura Judicial, los Servicios Secretos, las Embajadas,…

.- Las infraestructuras de cualquier tipo, tanto carreteras, vías ferroviarias, aereopuertos como saneamiento, abastecimiento de agua, telefonía, electricidad.

.- También se paga cualquier compensación social mediante ayudas, subvenciones, comisiones. estímulos de cualquier tipo, celebraciones, inauguraciones… y el famoso Estado del Bienestar: educación, sanidad, pensiones y servicios sociales.

Así descrito como que no parece demasiado, ¿verdad?.

Pero observad solo la estructura burocrática del Estado Español en 2008 en el esquema siguiente, y multiplicad, multiplicad…

… multiplicad, como los panes y los peces famosos, esto que está en el esquema por 8 ministerios, por 19 Comunidades Autónomas, por 41 diputaciones, por 8.116 ayuntamientos, innumerables entidades públicas, colegios profesionales, juntas, sindicatos, cámaras de comercio, etcétera , etcétera , etcétera.

Por si no os habéis dado cuenta; en ese esquema falta la Jefatura del Estado, el Parlamento y el Senado.

¡MONSTRUOSO, verdad!

Pues no se queda aquí.

.- Y también se paga con nuestros impuestos la parte proporcional que nos corresponde de la COMUNIDAD EUROPEA con todos sus instituciones y organismos, entre la que están el Parlamento Europeo, la Consejo de la Unión Europea, la Comisión Europea, el Tribunal de Justicia, el Tribunal de Cuentas, el Comité Económico y Social Europeo, el Comité de las Regiones, el Banco Europeo de Inversiones y el Fondo Europeo de Inversiones, el Banco Central Europeo , el Defensor del Pueblo Europeo , el Supervisor Europeo de Protección de Datos, la Oficina de Publicaciones, la Oficina Europea de Selección de Personal, la Escuela Europea de Administración y gran número de agencias especializadas y descentralizadas que se ocupan de una serie de tareas técnicas, científicas y de gestión.  A añadir los Fondo Europeo de Desarrollo Regional famosos, también denominados F.E.D.E.R. (apestoso en gallego) de los que hemos estado despilfarrando esta última década a manos llenas.

.- y también la parte proporcional que nos corresponde de la ONU, con su FMI, ACNUR, OIT, FAO, OMS, OIEA, UNICEF, Alianza de Civilizaciones, Cascos Azules, y demás siglas y acrónimos indescifrables descritos en el esquema siguiente.

.- Y sigo, sigo; se paga la parte proporcional del G8, G10, G20, con nuestros compromisos de gasto al que “voluntariamente” accedemos por el simple hecho de pertenecer al “club” (aparte de las que ya se paga a través del Estado y de las subvenciones a Ong’s),

.- “¡No, no se vayan todavía, que aún hay más!”; se paga la parte proporcional de la OTAN, de las reuniones multiestatales tipo las Cumbres Iberoamericanas, Juegos Olímpicos, reuniones de alto nivel …

Y aun habría que preguntarse si gran parte de todo esto que estamos pagando no es duplicidad, triplicidad o a saber que –plicidad es.

CONCLUSIÓN

Probablemente pagemos pocos impuestos, … o no, y se hagan grandes algaradas por esto. Muchos os dirán que es poco lo que se paga, que no llega, que no se recauda lo suficiente, que no se pueden ofrecer los servicios que ofrecen otros países porque nuestra contribución es “menor que la de la media europea” (excusa preferida por los políticos cuando no quieren asumir responsabilidades propias)

¿Pero se ha planteado alguna vez la duda si a lo mejor están gastando esos impuestos recaudados in-adecuadamente e in-justamente?

¿Qué proporción se destina a lo que nos venden constantemente de la “Redistribución de los impuestos”, sacarle al que más tiene para redistribuirlo entre los más necesitados? ¿Estamos seguros que las subidas de impuestos sirve para lo que creemos, o queremos tener una fe ciega en que es así cual misterio sacro?

Entonces ¿de verdad pagamos pocos impuestos?

Está claro que el problema no está en que los impuestos sean altos o bajos sino en lo mal-gastados que están.

FLXARYAMAN

OTROS ARTÍCULOS RELACIONADOS:

INTRODUCCIÓN A “MI” CONCEPTO DE LIBERALISMO Publicado en 2011/10/26

¿QUÉ ES EL ESTADO DEL BIENESTAR Y CUÁLES PUEDEN SER SU LÍMITES? Publicado en 2011/10/06

QUÉ DEBERÍA SER EL ESTADO Y NO ES Publicado en 2011/09/07

Anuncios
Leer entrada completa | Make a Comment ( 3 so far )

QUÉ DEBERÍA SER EL ESTADO Y NO ES

Posted on 2011/09/07. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , |


Como siempre, cuando me pongo a departir con amigos sobre ciertos temas, sobre todo económicos, me encuentro que nuestras discusiones no son provocadas por lo que decimos sino porque partimos de términos que supuestamente entendemos todos pero a los que cada uno les otorgamos un significado distinto.

Uno de los equívocos más significativos es el de Amor. Unos entienden el Amor como la atracción física, emocional o racional (o química) hacia otra persona, mientras yo lo entiendo como la capacidad de Querer (con mayúsculas), de Comprender y de Compartir con el otro. Por eso cuando me expreso en términos tales como que reniego del enamoramiento y creo en el Amor, con mayúsculas, no solo hacia mi familia sino a todo el mundo, provoco una reacción inmediata y unas discusiones que por mi parte consisten en intentar difícilmente explicar lo que significa para mi Amor.

Otro de los términos equívocos es por ejemplo el de Iglesia. He encontrado al menos 5 significados de Iglesia que usamos indistintamente en una conversación pensando que se nos entiende, pero sin saber que depende de la interpretación del escuchante el significado de lo dicho. Y no digamos si hay más de una persona en la tertulia. Iglesia-edificio, Iglesia-institución, Iglesia-enseñanza o moral católica, Iglesia-jerarquía eclesial, Iglesia-comunidad. Así cuando se dice, por ejemplo, “las normas de la Iglesia” o mismo “la injusticia de la iglesia”, o “las mentiras de la iglesia” ¿qué significa o qué se entiende?… ¡Otra fuente de discusión eterna!

Y Estado es uno de esos términos conflictivos.

LA CREACIÓN DEL ESTADO

¿Y qué entiendo yo que debería ser un Estado?

No tengo un conocimiento teórico profundo de lo que es el Estado, pero sí voy a expresar lo que la propia experiencia me ha ido indicando a lo largo de los años.

El Ser Humano es individual por propia naturaleza. La meta vital es la realización plena del individuo, pero no vive solo en el mundo y ha de convivir con sus congéneres. Y por ello, y para facilitar la convivencia entre todos los individuos de la especie se crea un conjunto de normas que los rigen y que autolimitan voluntariamente su Libertad individual. A ese conjunto de normas se le llama Civilización.

Y dependiendo de los usos, costumbres y creencias ese conjunto de “conveniencias”, admitidas por todos, las normas se van adaptando a la sociedad que recoge a los individuos. Y como esos usos y normas convivenciales van cambiando a lo largo del tiempo y de los territorios se van creando y desarrollando distintas Civilizaciones.

El hecho de que dentro de una Civilización exista un conjunto de normas aceptadas por todos los individuos no garantiza ni la justicia de las normas ni su moralidad, sobre todo cuando se observan desde otra Civilización o códigos de convivencia distintos. Me imagino que en la Civilización Azteca el sacrificio humano era muy honorable aunque desde el punto de vista de la Civilización Occidental Cristiana se esté muy lejos de siquiera comprenderlo. Pero no nos vayamos tan lejos, el hecho de que en un país con hambre no se maten a las vacas por ser animales sagrados es también ilógico desde nuestro punto de vista.

Mientras nos mantenemos a un nivel de agrupación pequeña, grupo, asociación, aldea, esas normas son fácilmente regulables y llevadas a la práctica por la comunidad. Pero una vez se cambia la escala aparece la necesidad de que una organización superior nos marque las normas, las haga cumplir a los ciudadanos y regule los límites de las mismas y  castigue a aquellos que las incumplan, y por esa necesidad aparece el Estado.

El proceso que acabo de describir es connatural al crecimiento de cualquier grupo, asociación, empresa o sociedad en la que intervenga el Ser Humano. Lo observamos todos los días a nuestro alrededor y se produce de una manera casi instintiva.

Eso sí, la existencia de las normas comunes y autoaceptadas no quiere decir que no haya individuos que no las quieran cumplir, que no estén de acuerdo con ellas, que las cambien o las pretendan cambiar, o que incluso se unan y las renueven creando una nueva forma de convivencia o una Civilización nueva. El Estado funciona igual que el cuerpo humano. La ventaja de un organismo complejo está en que las células individualmente cumplan las normas y colaboren entre ellas por el bien común. La desventaja esta en que si una número de células suficiente las incumple y no colabora, por ejemplo en un cancer, puede llevar a la muerte al organismo del que forman parte, que no de las células que pueden seguir viviendo e incluso pueden llegar a crear un organismo nuevo.

LA BASE DEL ESTADO

¿Y en que se fundamenta el Estado?

En tres pilares:

1.-La creación de normas de convivencia adecuadas y justas y la interpretación de las mismas mediante el Poder Legislativo.

2.- Llevar a la práctica y hacer cumplir las normas a los ciudadanos que forman el Estado mediante el Poder Ejecutivo.

3.-Y hacer justicia y penalizar a los incumplidores de las normas mediante el Poder Judicial.

Estos tres pilares deberían ser independientes y deberían autoregularse entre sí. Toda interferencia entre ellos provoca que los individuos se encuentren desprotegidos ante el propio Estado.

4.- Un cuarto pilar del Estado sería el proteger al extremadamente desfavorecido por causas económicas, no para que éste pueda vivir del cuento sino como apoyo a cambio de una actitud adecuada para conseguir que salga de esa situación.

PROBLEMAS DEL ESTADO

El problema en cuanto al Poder Legislativo se produce cuando mediante normas éste rebasa el límite de la libertad individual, cuando pretende modelar la sociedad según una moral preestablecida por el legislador, o cuando se excede en la cantidad de normas que ha de cumplir el individuo que pudiendo ser adecuadas se convierten en injustas por el abuso de ellas o por la imposibilidad misma de cumplimiento efectivo.

El problema en cuanto al Poder Ejecutivo se produce cuando no hace cumplir o no aplica las normas, o las aplica según su conveniencia. Este es uno de los cánceres autoprovocados por el propio Estado. Ante la aletoriedad del cumplimiento, el individuo empieza a moverse en busca del “mecenas” que le pueda favorecer a él, o sea, es causa de corrupción automática. Una de las formas de autoprotección sería límitar el poder de quien lo ejerce ya que a mayor disposición de poder mayor probabilidad de corrupción por “mecenazgo” hay. (Sé que hay quien piensa que el control externo es el más eficaz medio de control, pero eso dependerá de la rapidez de la justicia o de la capacidad de obtener información veraz por parte del controlador)

El problema en cuanto al Poder Judicial se produce básicamente cuando la justicia es lenta o tiene subterfugios que favorecen la dulcificación de las penas o el incumplimiento de las mismas (me da igual que sean por causas de redención de penas, por falta de capacidad de las prisiones, o por lo que sea)

Y por último, el problema en cuanto a la función protectora del Estado se produce cuando no se tiene definido claramente el término “desfavorecido”. Entonces, esta función protectora es utilizada en los mismos términos de “mecenazgo” del que hablamos con el Poder Ejecutivo. Por lo que los bienes del Estado son malversados en funciones que no deberían ser llamadas en ningún caso desprotección. Por ejemplo, en sanear empresas en quiebra, en subvenciones de causas varias (e infinitas), en regalar dinero fomentando actividades no productivas, … y al final, muy al final, en proteger al desfavorecido (si es que sobra algo de dinero). Lease lo que ocurre con la Ley de la Dependencia que es de vergüenza.

EL ESTADO SUPERFLUO

Existen otras labores que actualmente ejerce el Estado en España, pero que considero que no son imprescindibles como son la Educación, la Sanidad y Gasto Social.

Entiendo que el Estado debe regular la Educación, la Sanidad y el Gasto Social (entendido en los términos antes descritos por la función protectora del Estado) pero no tiene porque asumirla como función, y menos tal y como se pretende publicitar actualmente, como un mérito del Estado, o sea, del político que lo representa.

El que en un momento muy determinado del siglo XIX-XX se pretendiese contrarrestar la influencia del comunismo con este tipo de funciones no implica que sea función del Estado, o como se pretende ahora, función IMPRESCINDIBLE del Estado. De hecho existen Estados que no asumen esa función. A de tenerse en cuenta, para los demagogos de turno, que para los desamparados existe una protección propia del Estado en el cuarto pilar descrito, y en la medida en que el Estado los defienda “las injusticias” serán menores, cosa que ahora no siempre ocurre aunque parezca lo contrario.

CONCLUSIÓN

En la medida que se gasten recursos y esfuerzos en mantener el Estado Superfluo, se mantenga la indefinición de “desfavorecido”, y se haga todo lo posible por influir en el resto de los pilares del Estado (a eso en mi pueblo se le denomina “absolutismo”) nos estaremos cargando nuestras normas de convivencia y pondremos en peligro el Estado y a fin de cuentas nuestra Civilización. (entiéndase el término tal y como lo explique antes, y no empecemos a discutir sobre malos entendidos)

Leer entrada completa | Make a Comment ( 2 so far )

KEYNES, MI FAMILIA Y YO.

Posted on 2011/08/05. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , , , , , , |


Éramos una familia muy bien avenida. Vivíamos bien aunque no holgadamente, como se le podría suponer a una familia aburguesada. Mi Padre gestionaba los bienes con mano diestra y no nos podíamos quejar.

Aunque sus normas eran severas todos sabíamos que era necesario cumplirlas para mejorar la convivencia familiar. Entre las normas estaban, por ejemplo, la de que había que cumplir las normas de Papá mientras viviésemos en su casa. O que cuando había una riña entre hermanos debíamos aceptar la decisión de Papá, nos gustase o no.

Otra de las normas era la de que parte del sueldo de los hijos había que aportarlo a la economía familiar a modo de ayuda voluntaria y lógica. Papá administraba el dinero y decidía cual era el uso que daba más beneficio a la familia. Lo gastaba en vivienda, comida, vestimenta, entretenimiento,… todo lo que necesitábamos. Y como no gastaba todo lo que le dábamos lo fue ingresando en el banco “por si acaso”, decía él.

Aun siendo así, tenía algunos gastos curiosos. Como a mi hermana no le daban trabajo, Papá le empezó a pagar a una empresa para que esta la tuviese en nómina. A mi hermano el mayor, y debido a que era un poco vago, le daba una paga mensual para que no se sintiera muy humillado monetariamente con respecto a nosotros. Y le puso como labor que fuera por las empresas “defendiéndonos del abuso del empresario avaricioso”, decía Papa

Claro está, el abuelo formaba parte de la familia pero como era mayor no pagaba nada.

LA AMANTE

Al cabo del tiempo Papá tuvo una amante. El problema no era que hubiera puesto los cuernos a Mamá, cuestión personal entre ellos dos, sino que cada vez esta amante le exigía una mayor manutención y Papá empezó a usar los ingresos de la familia en tenerla como una reina.

Gastaba más de lo que podía obtener de nuestros sueldos, y para solucionarlo inicialmente nos dijo que necesitaba más dinero para unos proyectos que iban a ser muy rentables para la familia, y nos exigió un poco más de nuestros sueldos. Con este aumento de ingresos solucionó “su” problema.

DESEMPLEADOS

Un momento difícil fue el aquel en que varios hermanos se quedamon en el paro. Papá, para solucionarlo decidió montar una empresa familiar, con los ahorrillos que aún teníamos, para “pasar el bache”, decía él. De esa manera seguía manteniendo los ingresos en la familia. El problema es que la empresa la montó tan deprisa y tan sin pensar que pronto pasó de no dar ganancia a dar pérdidas. Pero bueno, como la intención era buena seguimos con ella abierta “por el bien de la familia”. De todas formas, no es que mis hermanos se esmerasen demasiado en mejorar el servicio. “Es Papá…” decían y dónde hay confianza…

Aun así, como el sueldo de mis hermanos tenía que salir de la familia, Papá decidió que los demás teníamos que apechugar y buscar trabajos “mejores” con más sueldo para contribuir al “bienestar familiar”. Habló con unos amigos suyos y pretendió cambiarnos el trabajo aunque algunos se negaron. A mi me puso a trabajar en una mina “ya que era muy rentable”; lo que no decía es que lo rentable era los pluses de peligrosidad que me pagaban. Pero a él lo que le interesaba era que la cantidad de dinero que ingresaba a final de mes era mayor ya que era también era mayor mi sueldo.

Para que no protestásemos mucho, al tiempo que hacía esto modificaba ciertas normas de la casa. Cuando acepté ir de minero impuso como norma que yo podría lavarme durante más tiempo que mis hermanos, aunque gastase toda el agua caliente. Otras normas que puso eran más ilógicas. Por ejemplo, había que sentarse en la mesa y comer por un orden alfabético estricto; si llegabas tarde a casa y se te había pasado el turno no comías. O que parte de los ingresos de la casa había que dárselos a los gorrillas del aparcamiento, “Lo necesitan para vivir”, decía. O mismo que había que pagarle al hermano músico la grabación de un disco al año, “para fomentar la cultura en la familia”, decía; aunque luego nunca nadie lo escuchásemos (es que eran muy malos la mayoría de ellos)

LAS VACAS GORDAS

A pesar de que la amante y la empresa familiar exigían cada vez más dinero, Papá lo solucionó empezando a pedir créditos en los Bancos. Para que se los concediesen, Papá les entregaba informes y contabilidades falseadas de la familia y de la empresa. Y los Bancos, en base a esa información, fueron concediéndonos créditos. Como los informes eran muy favorables, al principio nos concedían créditos a muy bajo interés, ya que (creían ellos) como generábamos mucho dinero podríamos devolverlos con facilidad. Era mucho dinero el que recibíamos prestado pero la expectativa de cobro por parte del Banco nos facilitaba la concesión del crédito. El problema es que ese dinero no iba para generar más ingresos sino para malgastarlo a manos llenas.

Nos facilitó mucho más las cosas cuando entramos a formar parte de la Comunidad de Vecinos del edificio en la que vivíamos. Nos exigían una serie de reglas que formalmente, en los informes, cumplíamos de sobra; y a cambio nos daban unos privilegios enormes, entre ellos el que venían como avalistas a la hora de pedir créditos.

Y a pesar de que al cabo del tiempo yo y mi hermana fuimos despedidos de nuestros trabajos (Yo tenía silicosis, y a la empresa de mi hermana no se le pudo pagar más para que la mantuviera en su puesto) dijo Papá, “Nada, nada, trabajáis en la empresa familiar y no se hable más…”.

LA CRISIS

Todo comenzó a ir mal cuando uno de los propietarios de la Comunidad fue a la ruina. Como todos los vecinos estábamos de avalistas hubo que hacer un esfuerzo a mayores para pagar su deuda, ¡pero nosotros no teníamos dinero suficiente! Entonces tuvimos que pedir otro crédito. Pero estos “malditos Bancos”, debido a la ruina del vecino de la Comunidad, ya no nos lo concedieron tan fácilmente. Decían que “si ese vecino mintió en sus informes podrían haber otros que también hubiesen mentido” Y tenían razón; entre ellos, nosotros. Nos dieron el crédito, sí, pero a un interés exagerado.

Los vecinos de la Comunidad que sí cumplían con las reglas empezaron a exigir informes fiables y se dieron cuenta de que había algunos vecinos que mentían descaradamente y no cumplían con las reglas de la Comunidad. Pero no podían echarlos ya que los avales había que cumplirlos y si echaban a algún vecino de la Comunidad se irían todos a la ruina. Decidieron entonces que aceptarían avalar más créditos a cambio de que el vecino que los recibiese hiciera bien las cosas. Pero a pesar de las decisiones de la Comunidad los Bancos cada vez exigían intereses más altos. No se fiaban ya de la Comunidad. Y entonces la Comunidad decidió darse créditos entre ellos. ¡Se empeoraron las cosas! “Malditos Bancos”, decía Papá, “Lo que hay que hacer es facilitar el crédito. ¡No se han fiado hasta ahora! ¡Qué más les dará un poco más!”. Dijo lo mismo cuando los vecinos más ricos se negaron a darle más crédito ya que veían que no hacía nada por cambiar nada en nuestra casa.

¿SOLUCIONES A LA CRISIS?

Como gastábamos mucho e ingresábamos poco, Papá siguió pidiendo crédito en los Bancos, “Hay que conseguirlos como sea”, decía. Cada vez que los conseguía venía a casa con un gesto triunfal. Además fardaba de que le habían puesto un interés más bajo que al del vecino del 4º “que es un mentiroso pedigüeño”, el que se arruinó antes que nosotros.

Llegó a pedir créditos para pagar la comida y la electricidad, pero la mayor parte de ellos se dedicaban a gastarlos en la amante, la empresa familiar y en pagar los créditos pedidos con anterioridad. El día que decidió reducir gastos lo hizo dándole menos de comer al abuelo y exigiendo que gastásemos menos en “nuestros caprichos”, “mejor me lo dais a mi y yo os compraré lo que necesitéis”, decía. Llegó un día en que, como no tenía dinero, nos dio un cheque para ir a la tienda a comprar ropa y comida. Por cierto, el tendero no nos lo acepto; dijo que no se fiaba que tuviera fondos. Papá entró en cólera  , “No tiene fondos, no tiene fondos… es cierto; pero mientras él va al Banco a comprobarlo ya me han concedido los de la Comunidad otro crédito… ¡Pero qué se ha creído! ¡Somos gente honrada!”

Nunca se le ha ocurrido dejar a la amante. Y con respecto a la empresa familiar dice que ”No puedo dejar desamparados a vuestros hermanos. Además si lo hago de dónde voy a obtener ingresos”. Con respecto al resto de los gastos imprudentes en coches, perfumes, joyería, ya no quiere ni hablar.

Sí se está planteando reducirnos los gasto en la vivienda, la comida o la vestimenta… pero todavía no se ha atrevido.

De las demás normas no estamos dispuestos ni siquiera a negociarlas. Sigo lavandome con toda el agua caliente de la casa, seguimos dándole “su dinero” al gorrilla y grabándole discos a mi hermano, faltaría más. Porque haya crisis no vamos a renunciar a nuestras normas, ¡ni en sueños!

Y en estas estamos

Esto es lo que hay

Leer entrada completa | Make a Comment ( None so far )

¿LA HISTORIA SE REPITE?, ESPAÑA 2011

Posted on 2011/07/26. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , , , , , , , , |


(…)

En el invierno  de “2011 a 2012” las cosas de España no podían andar peor. Lo de menos era “los problemas económicos” (…): aún había algo más desastroso y lamentable, y era la tormenta de malas pasiones que bramaba en torno al “Gobierno”. Sucedía en “Madrid” una cosa que no sorprenderá a mis lectores, si, como creo, son españoles, y es que allí todos querían mandar. Esto es achaque antiguo, y no sé qué tiene para la gente de este siglo el tal mando, que trastorna las cabezas más sólidas, da prestigio a los tontos, arrogancia a los débiles, al modesto audacia y al honrado desvergüenza. Pero sea lo que quiera, ello es que entonces andaban a la greña, sin atender al formidable enemigo que por todas partes nos cercaba.

Y aquel era enemigo, lo demás es flor de cantueso. Me río yo de insurrecciones absolutistas y republicanas, en tiempos en que el poder central cuenta con grandes elementos para sofocarlas. Aquello no se parecía a ninguna de estas niñerías de ahora, pues con la “crisis eran muchas las deudas y muchos los especuladores”. Los nuestros, dispersos y desanimados, no tenían un “Gobierno” experto que los mandase; faltaban recursos de todas clases, especialmente de dinero, y en esta situación el “Congreso” era un hervidero de intriguillas. Las ambiciones injustificadas, las miserias, la vanidad ridícula, la pequeñez inflándose para parecer grande como la rana que quiso imitar al buey, la intolerancia, el fanatismo, la doblez, el orgullo rodeaban a aquel pobre “Congreso de los Diputados”, que ya en sus postrimerías no sabía a qué santo encomendarse. Bullían en torno a él políticos de pacotilla de la primera hornada que en España tuvimos, “Gobernantes” pigmeos que no supieron “gestionar prosperamente gobernanza” alguna; y aunque había también varones de mérito así en la milicia como en lo civil, estos o no tenían arrojo para sobreponerse a los tontos, o carecían de aquellas prendas de carácter sin las cuales, en lo de gobernar, de poco valen la virtud y el talento.

Tuvo “el Gobierno” allá por Marzo el malísimo acuerdo de establecer “las Elecciones Generales”, y cuando esta antigualla “(la campaña electoral)” se vio de nuevo con vida; cuando esta máquina roñosa, inútil y gastada se encontró puesta otra vez en movimiento, allí era de ver cómo pretendía gobernar el mundo.

La fatuidad de aquellos consejeros que tanto adularon a “Rodríguez Zapatero” no tenía igual. Desde que se les puso en juego, empezaron a intrigar contra quien les había sacado del olvido, y decían que “mantenerse en el Gobierno” era ilegítimo. Valiéndose de D. “Alfredo P. Rubalcaba”, “Ex-vicepresidente del Gobierno”; de “José Bono”, a quien hemos visto en alguna parte, de “José Blanco” y de otros pájaros, llenaron de enredos “al Gobierno” y “al Consejo de Ministros”.

(…) Esta pandilleja no era otra cosa que el partido “socialista”, que ya empezaba a sacar la oreja; y para que desde el principio se tuviera completa noticia de su existencia, también repartió dinero entre la “ciudadanía”, fiando sus esperanzas a un “mantener el poder en diversas instituciones” que por entonces quedó frustrado.

Nada de esto era ya nuevo en España, porque el “vuelco electoral del 11” de Marzo en Madrid, de que, si mal no recuerdo, hice mención, obra fue de la misma gente; mas no se valieron sólo de la “población” sino también de varios cuerpos facultativos y distinguidos, como los lacayos, pinches y mozos de cuadra de la regia casa. En Madrid azuzaron a lo que un gran historiador llama con enérgico estilo la bozal muchedumbre, y hubo frecuentes serenatas de berridos y patadas por las calles; mas no pasó de aquí.

Un arma moral esgrimían entonces unos contra otros los políticos menudos, y era el acusarse mutuamente de malversadores de los caudales públicos, cuyo grosero recurso hacía el mejor efecto en el pueblo. Cuando se disolvió “el poder socialista”, hubo un registro de equipajes, que es de lo más vil y bochornoso que contiene nuestra moderna historia; pero no se encontró nada en las maletas de los patriotas, porque estos, malos o buenos, tontos o discretos, no tenían el alma en los bolsillos, ni la tuvieron aun sus inmediatos sucesores, años adelante.

Perdonen ustedes, si me ocupo de estos sainetes de la epopeya. Lo extraño es que las miserias de los partidos (pues también entonces había partidos, aunque alguien lo dude) no impedían la continuación de la “Crisis”, ni debilitaban el formidable empuje de la nación, con independencia de las victorias o derrotas “políticas”. Verdad es que las discordias de arriba no habían cundido a la masa común del país, que conservaba cierta inocencia salvaje con grandes vicios y no pocas prendas eminentes, por cuya razón la homogeneidad de sentimientos sobre que se cimentara la nacionalidad, era aún poderosa, y España, hambrienta, desnuda y comida de pulgas, podía continuar la lucha.

Extracto del “Los Episodios Nacionales ” de Benito Pérez Galdós, del capítulo titulado “Gerona”

En el texto original se refiere a la Junta Central creada para organizar la oposición a la invasión napoleónica en el invierno de 1809 a 1810. He modificado ciertas partes destacándolas entre comillas y en cursiva

No me digáis que no es curiosa la coincidencia

flxaryaman

Leer entrada completa | Make a Comment ( 1 so far )

¿Que significa el Estado del Bienestar?

Posted on 2011/03/15. Filed under: Información propia, Libre Mercado | Etiquetas: , , , , , |


“¿Se lo ha cuestionado nunca? Todos los servicios públicos, es decir, estatales, salen de sus impuestos y están orquestados por la organización más ineficiente y corrupta del planeta, el Estado, los funcionarios, los políticos. El Estado del Bienestar es una máquina de quemar dinero que no produce nada, al revés, resta producción y recursos a la economía privada. Tan ineficiente y costosa es, que no se puede mantenerse ni con altos impuestos y déficits. Opciones como las multas, el aumento de la deuda y las pseudoprivatizaciones que va a hacer el Gobierno no dan para mantenerlo.

Solo hay una solución para combatir la era negra a la estamos abocados, menos Gobierno y más libertad individual.” (“El Estado del Bienestar ha de ser abolido” Jorge Valín, Libre Mercado 2011-03-10)

Vamos a ser utópicos, ya que lo que se propone no es realizable por que no existe esa voluntad entre los que nos gobiernan y podrían cambiarlo.

El Estado de Bienestar debería ser un sistema de protección frente al desamparo y la desgracia individual.

Me explico.

Se puede considerar que una de las funciones del Estado, además de legislar y hacer cumplir lo legislado, sería que recogiese parte de nuestros ingresos y lo hiciese llegar al que más lo necesita. Esos servicios deberían ser públicos pero solo deberían favorecer al desamparado o al que menor renta tiene.

Cuando el Gobierno ofrece una subvención cualquiera y no pone límites de renta, no está cumpliendo con esa labor ya que favorece indiscriminadamente al que puede pagarlo y al que no; reduciendo además el dinero disponible para el que más lo necesita.

Por ejemplo, si se dieron ayudas de 3.000 € para las parejas que tuviesen un bebé, lo que no es normal es que las ayudas puedan ser recibidas indistintamente de tu poder económico; esté planteamiento fue el que se denunció en la revista “El Jueves”, y es que el príncipe de España tenía derecho a ayuda por tener una hija, ya que en la normativa que lo regulaba no se especificaba ningún condicionante que lo impidiese.

Otro ejemplo, la gratuidad de los libros de texto que, en Galicia era universal, y el Gobierno de Feijoo limitó y condicionó según renta. Este es un ejemplo de lo que deberían ser todas las subvenciones y ayudas (y no empecemos a mentar a PPs, o PSOEs, o BNGs, lo importante es la medida no quien la propusiera) Se pasó de un gasto desmesurado, que difícilmente se podría mantener y que por lo tanto, a la larga, habría de ser reducido, perjudicando consecuentemente a quien menos medios tiene, a la nueva propuesta, en la que el gasto presupuestario es menor pero más “justo” y más efectivo ya que ayuda a que estudie y se forme el que menos recursos tiene.

Pero se puede continuar a todos los niveles.

A nivel escolar, la escuela pública debería ser gratuita para los que tienen pocos recursos o son menos favorecidos, mientras, que aun siendo pública, debería ser de pago para los que más tienen. A igual cantidad de impuestos, los recursos para la enseñanza se multiplicarían. Luego habría que ver la eficiencia de los recursos asignados, porque de nada sirve que haya más dinero si los empleados público solo se dedican a malgastarlos.

A nivel sanitario, tres cuartos de lo mismo. Dice el articulista, Jorge Valín:

“La medicina estatal ha conseguido, por ejemplo, que en Canarias el tiempo medio de esperar para que le atienda un especialista sea de 277 días (9 meses). Desde que vamos al médico para explicar nuestras dolencias hasta conocer el diagnóstico pueden transcurrir 134 días para unas pruebas de alergia, 131 días para una resonancia o 128 días para una mamografía. ¿Esto es Estado del Bienestar?”

Está claro que la sanidad pública es necesaria, pero entendida como servicio de sanidad garantizada por el Estado para todos (no garantizando que sea gratuita o no), los que tienen recursos y los que no. Pero volvemos a lo mismo, una persona con altos ingresos, a lo mejor no tiene los suficientes para tratarse un cancer u otros tratamientos caros, pero sí los tiene para que en la medicina ambulatoria pueda asumir ese gasto. El Rey, o Esperanza Aguirre, o Guardiola, deberían pagarse los tratamientos de su bolsillo, aunque tengan que cotizar íntegramente como todo el mundo por la Seguridad Social. No es de recibo que sus tratamientos retraigan dinero y recursos para otros que no tienen medios para costeárselo. Ellos pueden permitirse el lujo de ir a un servicio privado, mientras que otros no tienen esa opción.

A otros niveles, el hecho de que un político, sin estudio de mercado ni justificación alguna, abra e inaugure servicios sin ton ni son solo por su afán figurativo. El que necesite tener voto cautivo a cambio de favores no le debería otorgar el privilegio de decidir gastar sin sentido y sin control, como si el dinero fuera suyo. El justificar que para 20.000 habitantes, de renta media-baja, y sin que el Ayuntamiento reciba demasiados ingresos por impuestos pueda tener 5 centros culturales, o sea, 5 bibliotecas, 5 conexiones de internet gratuitas, 5 empleados, 5 servicios de limpieza, mantenimiento, …, más 1 piscina pública, más un auditorio, normalmente vacío de contenido, más una pista de atletismo, más 5 o 6 campos de fútbol municipales, más un Ayuntamiento con servicios de registro en los que, por falta de carga de trabajo, el funcionario pase más tiempo mirando para las musarañas que trabajando, o excesivo número de funcionarios haya carga de trabajo o no, es un gasto excesivo que se saca del dinero del contribuyente para su mantenimiento, tenga medios económicos o no. Esto no se parece nada a trabajar “por la redistribución de la riqueza” como venden algunos

El que un funcionario pueda tener rehén al superior en mando, de forma que sí se le “hace trabajar”, pueda tener medios para no hacer la labor encomendada y así perjudicar a quien le ha mandado, es una forma “legal” de robarle al ciudadano. Cuando he hablado de hacer que exigir más productividad a un empleado público se me dijo que estos automáticamente “cogían la baja” por depresión, y que el político no podía hacer nada. Por lo que cuando se afirma en el artículo “organización más ineficiente y corrupta del planeta” estamos muy próximos a la realidad. No dudo que hay funcionariado eficiente y trabajador, pero desde el momento en que un compañero se aprovecha del sistema y el resto se calla, o simplemente se acomoda ante la desvergüenza, o se aprovecha del ejemplo del sinvergüenza, todos se convierten en cómplices de la situación. Nos roban con sus hechos y luego se quejan de que falta de comprensión hacia su labor.

Me comentaban en la misma charla que los que se enfrentan al sistema pagan por ello recibiendo ataques a su hacienda, a su familia o a ellos personalmente. ¿Quiso darme a entender que vivimos en un sistema dictatorial en el cual la Ley no me puede defender, o cuando lo hace es demasiado tarde?¿Donde está la valentía de los que defienden la democracia?

¿Y el Estado que debe hacer? Pues como ya dije Legislar y hacer cumplir la Ley, tanto en lo público como en lo privado. Fomentar y permitir la presencia de empresa privada para que pueda hacer la labor de lo público, pero con la exigencia de un estricto cumplimiento de la Ley, por parte del gobernante (en la actualidad hay medios técnicos de sobra para realizar esa labor, solo tiene que haber medios económicos y humanos suficientes). De esta manera se puede aumentar la oferta de servicio; con lo que tendrá como consecuencia una mejora del servicio por la competencia. Lo que no se podría hacer entonces es seguir manteniendo el control del mismo mediante especulaciones subjetivas provocadas por el otorgamiento de subvenciones indiscriminadas, y por lo tanto injustas, porque sino voveríamos a tener un sistema corrupto e ineficiente.

En la medida en que nos acerquemos a lo que he propuesto lograremos un ESTADO DE BIENESTAR REAL. Todo lo demás no es más que una sociedad aprovechada y rentista, que vive de lo que el Gobierno o político de turno quiera regalarle, y algún día no habrá para todos y pensaremos que nos han engañado. Pero no es así, estamos siendo participes y colaboradores de la ruina de nuestra sociedad.

P.D.: Siento no saber expresarme mejor, que no haya un hilo conductor claro, que estén todas las ideas mezcladas cual vuelo de mariposa por el jardín, que tenga incorreciones gramaticales, y todo lo que queráis.

Para la próxima vida me pediré ser articulista o escritor, en esta me conformo conque al menos las ideas que intento verbalizar se aproximen a la realidad, y capando y asubiando intentaré parecerme a un capador.

Leer entrada completa | Make a Comment ( 4 so far )

ME QUIEREN AHORRAR LO QUE EL GOBIERNO NO AHORRA

Posted on 2011/03/01. Filed under: Libertad Digital | Etiquetas: , , , , , , , , |


El Gobierno de España reduce por decreto a 110 Km/h el límite máximo de velocidad en autopistas y autovías.

“El ahorro: 82 céntimos y media hora de viaje. En un viaje de Madrid a Barcelona a 110 km/h se tarda media hora más y se ahorran sólo 82 céntimos.” (Libertad Digital 2011-02-25)

Atención, pregunta:¿Por qué ese afán por que el ciudadano individual ahorre energía? ¿en qué beneficia al Gobierno? Porque si se toman medidas de ese calado será para que el bien común, la comunidad, salga beneficiada ¿no? Porque si la preocupación es que el ciudadano individual ahorre parte de sus ingresos, sí que existen ámbitos en los que el gobierno puede actuar directamente y facilitarnos el ahorro, o, como pretenden ellos y es su objetivo, trasladar el ahorro al consumo.

Por ejemplo, si la recaudación del Estado por los impuestos de la gasolina era “suficiente” cuando valía 1,20 €/litro, basta con reducir esos impuestos para que se mantenga la recaudación a pesar de la subida de los carburantes y ya estás produciendo un ahorro al consumidor individual sin gastar un solo duro. Pero no, eso ni hablar, como van a plantearse recaudar menos si lo que necesitan es aumentar los ingresos para regalarlos en subvenciones a sus colaboradores; sí, esos  que mantienen la paz social-ista. Por eso se reduce la velocidad.

¿O será por otras razones? Echemos una vista atrás, periódico La Voz de Galicia del  19 de octubre de 2010. “Denuncian que mandos de Tráfico comunican directrices para multar más”; “…Recibieron la advertencia de que si ese incremento no se produce les podrían privar de complementos salariales de hasta 200 euros al mes.” Pues a lo mejor tendrán razón aquellos que argumentan que lo hacen con una pretensión de recaudar más, no por via impuestos de los carburantes sino por medio de las multas de trafico.

Pero es que además existen otras falacias. ¿Qué ahorran? Cuando un producto como el petroleo se vende integramente y se saca contrapartidas económicas que cubren la producción, el transporte, la venta y los impuestos, sea cual sea la cantidad que se consuma, que me expliquen a mi en qué están ahorrando. No estamos hablando de una empresa privada, en donde una empresa arriesga su capital para fabricar un producto y luego es el cliente el que lo consume o no, pudiendo dar beneficios o pérdidas dependiendo de las ventas. No, aquí todo el petróleo se vende y con un precio que varía en función del coste real del producto, con lo que el riesgo económico no existe.

Ya nos han intentado “ahorrar” energía en otros campos, la energía eléctrica entre otros. Y se han basado en mentiras y más mentiras. Cuando la población consume menos electricidad no se ahorra nada, porque cada individuo paga más o menos en función del consumo, y no le cambian la tarifa eléctrica por consumir poco o mucho. Los que ahorran son las empresas productoras de energía, que de esta manera no la tienen que producir. Me explico. La electricidad no se puede almacenar. La empresa hace una estimación de gasto energético, respondiendo a cuanto creen que van a consumir ese día a las distintas horas del día. Si los consumidores se portan bien y la empresa ha hecho los cálculos de manera óptima, todo lo que se produce se “gasta”, aunque este es un término relativo. La electridad no se gasta ni se transforma, como sí lo hace la gasolina, sino que circula por los cables desde el orígen hasta literalmente la tierra, y tú, cuando enchufas un aparato, haces que en vez de ir directamente a la tierra pase por tu aparato y lo haga funcionar. El concepto es similar al de una fuente natural, en la que aunque no bebas no se gasta menos agua porque el agua sigue fluyendo. Entonces, cuando se dice que se ahorra en electricidad no se refiere a que ahorra el consumidor sino que ahorra Fenosa, Endesa, o como quiera que se llame la empresa suministradora. Por todo esto, te fijarás que al ir por la carretera, en los campos de molinos eléctricos no todos están en funcionamiento, ya que ponerlos en funcionamiento exige una energía inicial de arraque del molinillo y un mantenimiento mayor, para que cree una energía que no se necesita. Pero esto es un hecho visible. Existen otras consecuencias invisibles como por ejemplo en las centrales de ciclo combinado, se quema menos gas o carburante y se produce menos electricidad. ¿Pero habeis visto alguna vez en vuestra factura una reducción de la misma por la razón de que hayas “ahorrado” energía? Pues eso. “Ahorremos energía”

Siguen preocupándose por nosotros, el populacho, parias que no sabemos tomar las decisiones adecuadas. Solo ellos son los gurús saben como hacer que alcancemos la felicidad y nuestra liberación.

NO ME DEFIENDAN MÁS, QUE YO NO LES HE DADO PERMISO

Leer entrada completa | Make a Comment ( None so far )

¿PAGAMOS POCOS IMPUESTOS?

Posted on 2010/12/28. Filed under: Libertad Digital, Trabajo | Etiquetas: , , , , , |


Impuestos

Primero nos toman el pelo y luego la cartera

Juan Ramón Rallo

Para recaudar tiene que haber bases imponibles y si esas bases imponibles desaparecen, eso no significa que los tipos impositivos sean bajos, sino sólo que estamos destruyendo mucha riqueza; tal vez, entre otros motivos, porque los impuestos son muy altos (Libertad digital 2010-12-27)

.

INSISTO CUALQUIER ESTADISTICA SIRVE PARA OBSERVAR UN PUNTO DE VISTA DE LA REALIDAD, … O EL CONTRARIO

Y aquí no se habla de que, además del tercio del sueldo líquido que cobramos en el banco que nos llevan en impuestos, otro tercio del sueldo bruto, o sea que deberíamos cobrar realmente, se va en pagar la Seguridad Social. Entonces, ¿cuánto pagamos realmente de impuestos?

flxaryaman

Leer entrada completa | Make a Comment ( 1 so far )

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: