Archive for 26 julio 2011

¿LA HISTORIA SE REPITE?, ESPAÑA 2011

Posted on 2011/07/26. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , , , , , , , , |


(…)

En el invierno  de “2011 a 2012” las cosas de España no podían andar peor. Lo de menos era “los problemas económicos” (…): aún había algo más desastroso y lamentable, y era la tormenta de malas pasiones que bramaba en torno al “Gobierno”. Sucedía en “Madrid” una cosa que no sorprenderá a mis lectores, si, como creo, son españoles, y es que allí todos querían mandar. Esto es achaque antiguo, y no sé qué tiene para la gente de este siglo el tal mando, que trastorna las cabezas más sólidas, da prestigio a los tontos, arrogancia a los débiles, al modesto audacia y al honrado desvergüenza. Pero sea lo que quiera, ello es que entonces andaban a la greña, sin atender al formidable enemigo que por todas partes nos cercaba.

Y aquel era enemigo, lo demás es flor de cantueso. Me río yo de insurrecciones absolutistas y republicanas, en tiempos en que el poder central cuenta con grandes elementos para sofocarlas. Aquello no se parecía a ninguna de estas niñerías de ahora, pues con la “crisis eran muchas las deudas y muchos los especuladores”. Los nuestros, dispersos y desanimados, no tenían un “Gobierno” experto que los mandase; faltaban recursos de todas clases, especialmente de dinero, y en esta situación el “Congreso” era un hervidero de intriguillas. Las ambiciones injustificadas, las miserias, la vanidad ridícula, la pequeñez inflándose para parecer grande como la rana que quiso imitar al buey, la intolerancia, el fanatismo, la doblez, el orgullo rodeaban a aquel pobre “Congreso de los Diputados”, que ya en sus postrimerías no sabía a qué santo encomendarse. Bullían en torno a él políticos de pacotilla de la primera hornada que en España tuvimos, “Gobernantes” pigmeos que no supieron “gestionar prosperamente gobernanza” alguna; y aunque había también varones de mérito así en la milicia como en lo civil, estos o no tenían arrojo para sobreponerse a los tontos, o carecían de aquellas prendas de carácter sin las cuales, en lo de gobernar, de poco valen la virtud y el talento.

Tuvo “el Gobierno” allá por Marzo el malísimo acuerdo de establecer “las Elecciones Generales”, y cuando esta antigualla “(la campaña electoral)” se vio de nuevo con vida; cuando esta máquina roñosa, inútil y gastada se encontró puesta otra vez en movimiento, allí era de ver cómo pretendía gobernar el mundo.

La fatuidad de aquellos consejeros que tanto adularon a “Rodríguez Zapatero” no tenía igual. Desde que se les puso en juego, empezaron a intrigar contra quien les había sacado del olvido, y decían que “mantenerse en el Gobierno” era ilegítimo. Valiéndose de D. “Alfredo P. Rubalcaba”, “Ex-vicepresidente del Gobierno”; de “José Bono”, a quien hemos visto en alguna parte, de “José Blanco” y de otros pájaros, llenaron de enredos “al Gobierno” y “al Consejo de Ministros”.

(…) Esta pandilleja no era otra cosa que el partido “socialista”, que ya empezaba a sacar la oreja; y para que desde el principio se tuviera completa noticia de su existencia, también repartió dinero entre la “ciudadanía”, fiando sus esperanzas a un “mantener el poder en diversas instituciones” que por entonces quedó frustrado.

Nada de esto era ya nuevo en España, porque el “vuelco electoral del 11” de Marzo en Madrid, de que, si mal no recuerdo, hice mención, obra fue de la misma gente; mas no se valieron sólo de la “población” sino también de varios cuerpos facultativos y distinguidos, como los lacayos, pinches y mozos de cuadra de la regia casa. En Madrid azuzaron a lo que un gran historiador llama con enérgico estilo la bozal muchedumbre, y hubo frecuentes serenatas de berridos y patadas por las calles; mas no pasó de aquí.

Un arma moral esgrimían entonces unos contra otros los políticos menudos, y era el acusarse mutuamente de malversadores de los caudales públicos, cuyo grosero recurso hacía el mejor efecto en el pueblo. Cuando se disolvió “el poder socialista”, hubo un registro de equipajes, que es de lo más vil y bochornoso que contiene nuestra moderna historia; pero no se encontró nada en las maletas de los patriotas, porque estos, malos o buenos, tontos o discretos, no tenían el alma en los bolsillos, ni la tuvieron aun sus inmediatos sucesores, años adelante.

Perdonen ustedes, si me ocupo de estos sainetes de la epopeya. Lo extraño es que las miserias de los partidos (pues también entonces había partidos, aunque alguien lo dude) no impedían la continuación de la “Crisis”, ni debilitaban el formidable empuje de la nación, con independencia de las victorias o derrotas “políticas”. Verdad es que las discordias de arriba no habían cundido a la masa común del país, que conservaba cierta inocencia salvaje con grandes vicios y no pocas prendas eminentes, por cuya razón la homogeneidad de sentimientos sobre que se cimentara la nacionalidad, era aún poderosa, y España, hambrienta, desnuda y comida de pulgas, podía continuar la lucha.

Extracto del “Los Episodios Nacionales ” de Benito Pérez Galdós, del capítulo titulado “Gerona”

En el texto original se refiere a la Junta Central creada para organizar la oposición a la invasión napoleónica en el invierno de 1809 a 1810. He modificado ciertas partes destacándolas entre comillas y en cursiva

No me digáis que no es curiosa la coincidencia

flxaryaman

Anuncios
Leer entrada completa | Make a Comment ( 1 so far )

EL SENTIDO COMÚN NO SIEMPRE ACERCA A LA REALIDAD

Posted on 2011/07/22. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , , , , , |


Estoy leyendo el libro “La economía explicada a Zapatero y a sus sucesores” de Pedro Schwartz. Ya lo he recomendado en otros artículos ya que es un excelente antivirus de las ideas erróneas ampliamente extendidas y dadas como verdades absolutas.

Bueno pues voy a trascribir en los próximos artículos algunas cosas aprendidas en el susodicho libro intentando evangelizar con la “Buena Nueva”, con el permiso de Pedro Schwartz. Espero haber sido buen aprendiz y no equivocarme demasiado.

El Sentido Común en economía no es buen consejero.

Primero expresaré lo que nos dice el “sentido común”, luego procederé a explicar por qué no hay que fiarse de él.

1.- El bajo interés del dinero, con lo que se provoca que se cree más cantidad de dinero y se meta en el mercado para mejorar la economía, contribuye a animar el crecimiento económico. Cuanto más se endeuda el Estado y el empresario más servicio dan, más trabajo crean y más dinero hay en la mercado para consumir, y por lo tanto mejora la economía. Por eso es necesario nacionalizar la banca, para que haga lo que la banca privado no quiere hacer; dar más créditos.

No es cierto.

Cuanto más dinero se crea artificialmente menos vale y menos cosas se pueden comprar con el mismo dinero. o sea, aumenta la inflación (el precio de las cosas). La cuestión no es cobrar mucho o poco sueldo, sino cuantas cosas puedo comprar con ese sueldo. En definitiva, cuánto vale ese dinero. Y dando más crédito se da, poniendo en circulación mucho dinero, más pobres somos todos.

Un ejemplo, cuando se afirma que en un pais son pobres porque “viven con solo 1 €uro al día”. Lo importante no es la cantidad de dinero de ese sueldo sino la capacidad de compra del dinero. O sea, si traducimos nuestro sueldo y el suyo en cuantas barras de pan podemos comprar cada uno en su pais a lo mejor nos llevamos increibles sorpresas. Y digo barras de pan y no coches o pisos porque a lo mejor el afán vital del habitante del otro pais no es comprarlos aunque aquí si lo sea.

Por cierto, la afirmación inicial ya la expresó John Law (1671-1729) y la puso en práctica en Francia…¡ y fracasó ! Llevó a la ruina al pais y a todos los que confiaron en sus métodos.

2.-Los recursos naturales están en inminente peligro de agotamiento por la presión de la población y la codicia incontrolada del hombre moderno. La población, cuando nada la frena, aumenta en proporción geométrica. La subsistencia aumenta solo en proporción aritmética.

Tampoco es cierto.

Esta teoría es aplicable a las sociedades preindustriales. Sin embargo, si las condiciones de vida personales son favorables – la mejora de la calidad de vida, con la consecuencia lógica de una mejora de la expectativa de vida y una menor muerte infantil, el mayor conocimiento de las condiciones económicas y mayor confianza en ellas, y una mayor prosperidad- se hace posible escapar de esta trampa. Ya lo estamos haciendo. En el mundo occidental, y en España en particular, cada vez hay menos natalidad y mayor producción de alimentos. Además, el alza de los precios a medida que escaseen ciertos recursos y la búsqueda de sustitutos de esos bienes escasos, y nuestra capacidad de inventiva para encontrar soluciones a los problemas evitan llegar a esos límites.

En definitiva, que hay que procurar ser más prosperos y no ultra-proteger los recursos naturales.

Por cierto, la afirmación inicial ya la decía Thomas Malthus (1776-1834), que vivió en la época preindustrial. Ahora que estamos en la era postindustrial seguimos con el mismo rollo. ¡No hemos avanzado nada!

3.- El beneficio de lo producido puede y debe distribuirse según las normas de la justicia. Los empresarios tienen que producir, pero una parte del beneficio obtenido ha de ser devuelto a la sociedad. Y ha de ser el Estado el que decida cómo reinvertir ese dinero en beneficio de la sociedad. El empresario ha de revertir a la sociedad en la que vive sus ganancias.

Qué decir de esta afirmación

Si no se cumpliera esta premisa inicial, la experiencia dice que el empresario podría reinvertir el beneficio obtenido en nuevas empresas (para obtener más beneficio, ¿alguien lo duda?), y estas generarían prosperidad. Y esta prosperidad sería el beneficio de la sociedad ofrecida por el empresario. Pero si al empresario se le saca a parte del beneficio y se le obliga a dárselo a los políticos para que lo reinviertan, lo que se consigue es que sea la decisión dictariorial o caciquil del político la que decida beneficiar a unos o a otros según su voluntad: sean pobres o gente con iniciativa, como también a sindicatos, gays y lesbianas, a subvenciones a grandes empresas, o a cine de muy mala calidad, o… Y esto también es corrupción. ¿Cual sistema devuelve mayor beneficio a la sociedad?

Solo una matización, el empresario solo invierte en negocios en los que cree que le pueden rentuar en un futuro, más o menos próximo. Pero es que ni nosotros invertimos nuestros ahorros para perder dinero o regalarselo al Estado. Una de las razones por las que no se invierte actualmente es porque no hay seguridad ni económica, ni jurídica ni política. Y no es cuestión de falta de “optimismo”, como dicen por ahí. Pues digo yo que habrá que cambiar algo.

Por cierto, la afirmación inicial ya la decía Jhon Stuart Mill(1818-1883)

Y Continuará…

Y hasta aquí… Otro día más…

En el programa Debates en Libertad de Javier Somalo, Pedro Schwartz explica economía en dos tardes. En el se explican todas estas teorías económicas, Adam Smith incluido, y de cuales son sus virtudes y también sus fallos. Merece la pena dedicarle una hora de tu vida.

Flxaryaman.

Leer entrada completa | Make a Comment ( 9 so far )

EL 15-M Y LOS TRES CERDITOS

Posted on 2011/07/20. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , |


Martes, 19 de julio de 2011.  En pocos días muchos ciudadanos comenzarán sus merecidas vacaciones.  Otros, sin embargo, llevan ya disfrutando de más tiempo libre del deseado, tiempo que, para su desgracia, no ha sido de relax. 

En pocos meses hemos visto pasar por delante de nuestras narices un terremoto con su consiguiente crisis nuclear, el nacimiento de una nueva guerra al norte de África, la primavera árabe, y el nacimiento del movimiento 15-M, entre otros sucesos para nada desdeñables.   Acontecimientos que con impasible inclemencia fagocitan y laminan los telediarios en unas pocas semanas, convirtiendo en anodino lo que ayer era, simplemente, de una trascendencia histórica.  Así son las cosas.  Al igual que una lupa que no permite ver nada más que lo que enfoca, la actualidad es tratada como si de un desfile de moda se tratara.  Si hoy aparece muerto un hombre por el ataque de un perro, al día siguiente encontraremos otro caso igual o parecido, y al otro también.  En las tertulias de patio de la semana no se hablará de otra cosa. Una semana después su puesto lo ocupará una nueva huelga de controladores – tranquilidad, es solo ficción- pasando el tema de los perros a mejor momento.  Pues en esa dinámica impasible e inclemente nació, creció y se … estancó? el 15-M.   

Analicemos los hechos.  Meses antes de las elecciones locales el movimiento era, admitámoslo, ciertamente marginal. Empezaba a ser algo conocido pero era visto como la iniciativa de un colectivo tan bienintencionado como desorganizado.  Pero tras la convocatoria de la manifestación de mayo y hasta las elecciones la cosa se desmadró hasta niveles claramente insospechados, poniendo nervioso al personal de la calle San Gerónimo y llevando a sus medios acólitos hasta el paroxismo.  En otras palabras, trascendió mucho más allá de lo que es el movimiento en sí, aglutinando a miles de cabreados, puteados, y en definitiva, sinceramente hartos de lo que para los británicos sería el “establishment” de esa santísima congregación formada por políticos-banqueros-mercados y, de regalo, por su impagable contribución en estos años, los sindicatos.  A estas alturas personalmente no me cabe duda de que lo que muchos querían simplemente era hacer castigar a la partitocracia con un aviso a navegantes. Gente simplemente descreida;  pero otros tantos, y no pocos, han visto el 15-M como la única forma de hacerse oir sin caer en la burocracia de partido, de indagar en nuevas prácticas que precisamente consiguieran alcanzar una democracia más real y participativa.  

Y es aquí donde viene el famoso cuento que da título al artículo. Al igual que los tres cerditos, el 15-M estaba a la fecha de las elecciones construyendo su casa, decidiendo en asambleas donde pondrían la cocina, el televisor, los baños de esa nueva democracia. Creyeron por un momento que tendrían la mejor de las casas, digna de aparecer en los informativos de toda la nación y países vecinos.   Vino el lobo de las elecciones, sopló y sopló, y la casa de los cerditos, hecha de palos, plásticos y alguna que otra tienda de campaña, derrumbó. Los materiales no resistieron bien los resultados de las elecciones.  Las televisiones se marcharon poco a poco, los diarios fueron estrechando sus columnas.  Pero los cerditos no estaban dispuestos a ceder, decidieron cambiar de estrategia, escapar del lobo, y formar otra casa para resistir antes de las nuevas elecciones.  

El como sigue esta historia está aún por escribir.  A mi entender, y dejándonos de cuentos,  el 15-M haría bien en ir preparando una buena casa de ladrillos para resistir los nuevos soplidos del lobo, de la realidad imperante, de la desidia.  Honestamente, solo espero que algunas de sus ideas se lleven a buen puerto en la medida en que supongan algún beneficio tangible a la sociedad y no, simplemente, un decálogo de buenas proclamas que pueda ser utilizado como moneda de cambio por algunos partidos políticos, como por otra parte ya se empieza a ver.  En este camino a buen seguro deberán adoptar alguna decisión dolorosa desprendiéndose de lastre que no hace más que confundir y entorpecer; y quien sabe, quizás necesiten terminar echando mano de ese cemento llamado “partido político” que se inscribe en el registro correspondiente del Ministerio de Interior. 

 Ya veremos, tempus fugit, sicut nubes, quasi naves, velut umbra.

SNV 2/11

Leer entrada completa | Make a Comment ( None so far )

TRABAJAR EN NEGRO (2011/02/09)

Posted on 2011/07/17. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , |


A falta de tiempo para escribir artículos nuevos voy a ir recuperando algunos de los que ya publiqué en la página de Facebook “No quiero subvenciones ni ayudas economicas, quiero un trabajo”

Este en concreto es lo que escribía el 2011/02/09.

El Estado, con sus infinitas normas y leyes provoca que se trabaje en negro. ¡Y luego se queja!

Si hubiesen pocos impuestos, o las condiciones laborales fueran adecuadas y te ofrecieran muchas ventajas el trabajar dentro de la legalidad con respecto a trabajar en negro, la gente preferiría trabajar legalmente para evitarse problemas (excepto los que por naturaleza son ladrones).

Por ejemplo, cuando un autónomo paga 250 €/mes, pero no tiene derecho a Seguridad Social, ni a paro, ni a baja laboral, y tiene obligación de declarar el IVA o a pagarlo por adelantado mediante módulos, y lo que hace es algún que otro pequeño chollo cuando le sale (sobre todo cuando se comienza un negocio), es muy difícil que se dé de alta y los chollos los hará en dinero negro.

Cuando nadie te puede contratar por dos horas diarias, o para hacer chollos pequeños, ya que no puedes declararlos en condiciones especiales y limitadas a lo que tú puedes obtener de beneficio, el chollo lo haces en dinero negro.

Cuando se impone un sueldo mínimo por parte de un convenio colectivo excesivamente alto para trabajos de muy baja categoría, equivalente además con otros trabajos de mejores condiciones, como en este momento ocurre. Trabajos infames al que solo se apuntan los realmente valientes o los desesperados pero que quieren trabajar, no se puede hacer contrato legal ya que es excesivamente caro. Si además le sumas que un tercio del dinero bruto que cobras va para la Seguridad Social, y que hay que aumentar la indemnización por despido, los epis (en muchos casos exagerados e inútiles, llegando a darse el caso de que no se utilizan por peligrosos), etc…, eso les impone al empresario un gasto excesivo por un trabajo poco productivo, entonces le merece la pena arriesgarse a que los pillen y no te contratan legalmente.

Cuando la legislación es tan exagerada que para un producto simple, por ejemplo una ventana, te exigen una burocracia equivalente a la de construir 10, 50 o 100 ventanas, pues para que el cliente de pequeños encargos no deje de tener el servicio se le hace en B, porque si tuviesen que cobrarle incluso la burocracia anexa el producto sería carísimo (por propia experiencia)

Pero esto ya lo saben nuestros gobernantes ¿o no?

flxaryaman

Leer entrada completa | Make a Comment ( None so far )

NO SECOND CHANCE, RAPAZ.

Posted on 2011/07/11. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , |


La historia es ya conocida para muchos pero no estaría de más empezar a enseñarla en los colegios.

Cuando allá por el 2001 el Sr.Greespan se levantó de la cama y decidió bajar los tipos de interés para animar el acceso al crédito, Manuel no podía imaginar como aquella decisión iba a cambiar su vida de librero.  Manuel pudo adquirir en aquellos años su local a través de un préstamo hipotecario con un interés razonable al Banco X de España.    Por su parte, con su decisión de bajar los intereses el bueno de Alan provocó que, en América,  los inversores huyeran despavoridos de los bonos con intereses poco rentables y acudieran como abejas al mercado de los bienes raíces, invirtiendo en los famosos paquetes de hipotecas, gestionados por las entidades de crédito.  Como es sabido los bancos empezaron a ofrecer las subprimes o hipotecas de riesgo alto a los inversores consiguiendo que al final el mercado se desplomase como un castillo de naipes por el exceso de bienes inmuebles, arrastrando al sistema financiero mundial,  cerrando el grifo del crédito,  paralizando el consumo y, en definitiva, afectando negativamente al negocio de Manuel, que dejó de vender suficientes libros para mantener su local.   

John, residente en Boston que se había comprado en 2004 un pequeño ático, vio como no podía mantenerlo por la pérdida de su trabajo, pero esperó resignado a que el banco se lo embargase con la certeza de poder comenzar una nueva vida sin ataduras una vez entregada la vivienda.  Manuel, que ahora no puede mantener el local, ni pagar la mayor parte del crédito,  observa como el banco no solo se queda con su negocio sino que, si le queda deuda – y le queda porque su local vale ahora menos de lo que el abonó – le perseguirá hasta resarcirse del último euro. 

Hay una segunda oportunidad para John de Boston, pero no para Manuel de Pontevedra porque ni el partido rojo, ni el partido azul, le permiten saldar su deuda con el Sr. banquero a través de la entrega del local. Tampoco le ofrecen alternativas creibles.  Las urgencias no esperan.  No hay segundas oportunidades para Manuel, Raquel, Xiana, Javier, Raul, Jordi, etc…  Ellos constituyen solo  un murmullo sordo mientras en la televisión podemos ver al príncipe de Asturias montado en el divertimento rojo de un banquero.  Sin duda un buen empresario.  Sin duda con buenas reglas a su favor. 

SNV. 01/11

Leer entrada completa | Make a Comment ( 1 so far )

INGENUOS INDIGNADOS

Posted on 2011/07/08. Filed under: Información propia | Etiquetas: , , |


Hoy voy a ir de abuelo cebolleta. Voy a transmitiros las experiencias de mi limitada vida. Y lo voy a hacer por si a alguien se les ocurre aprovecharlas.

Me parece increíble que se siga cayendo ingenuamente en las mismas trampas ideológicas, las mismas falacias, y creyendo a pies juntillas todo lo que se nos dice sin ponerlo en cuestión o contrastarlo con lo que ocurre en la realidad o con lo que ya ha ocurrido.

Estos que nos manipulan – y no me refiero solo a los banqueros, o a los poderes económicos, o a las tramas ocultas de poder – conocen el producto y lo saben vender muy bien; tan bien lo saben que desde hace siglo y medio no han necesitado renovar sus consignas o su enseñanza; usan los mismos métodos, las mismas ideas matriz y la sociedad las asimila como si fueran verdades absolutas, exactamente igual que lo que pasa con las ideas religiosas. Esto me lleva a pensar que la sociedad es así de ingenua y así hay que admitirla, pero no puedo permitir que no haya voces que discrepen con su enseñanza. No obtendrán mi complicidad.

Parece que los que me conocen me asocian a unas siglas determinadas, como si ya hubiese nacido así, pero no es verdad. Soy consecuencia de todas mis experiencias y aprendizajes a lo largo de mi vida. En mi vida ya he sido nacionalista gallego, católico redomado, Yogi, izquierdista, sindicalista en la universidad y quejica como el que más -esto último ha sido una constante vital-.

He llegado hace tiempo a la conclusión de que las propuestas buenistas del “cambio climático”, de la “solidaridad con los más desfavorecidos”, del “cambio social”, de “la crisis moral de la humanidad”, del “cambio de modelo económico”, del “conservacionismo tanto cultural como idiomático o ecológico” son pura patraña. Debe ser que nací en una sociedad en la que se nos trató de vender ese producto y yo desarrollé anti-ideologías en mi pensamiento en respuesta a su insistente enseñanza.

Aunque no os lo creáis, yo también estuve haciendo una huelga salvaje en la Universidad para echar a un profesor incompetente que no sabía ni el temario que impartía. Participé en interminables asambleas en donde se suponía que había democracia, libertad de expresión y de pensamiento, pero que la realidad mostraba que solo se dejaba hablar a aquel cuya idea era la que quería escuchar la “mayoría”. Esa mayoría que, curiosamente, solía coincidir con el pensamiento de los “responsables sindicales” que nos representaban. Participé en una asamblea en donde se decidió, por desgracia, asaltar un departamento del profesorado y destruirlo. Sí, yo me postulé en contra y lo expresé a gritos, ya que esa era una idea que no quería ser escuchada por la masa enardecida por los sindicalistas y obcecada por el odio hacia el profesorado. Pero como creía en la democracia, una vez votado y aprobado por mayoría, nos fuimos a los despachos del departamento y los destruimos. Yo no lo hice directamente pero estuve presente y no lo impedí, y por lo tanto fui cómplice. Y después de estar dos semanas durmiendo encerrados en la facultad, los sindicatos aceptaron lo que habían rechazado dos semanas antes. Tuvimos que continuar recibiendo clases de ese incompetente hasta final del curso.

¿Y entonces de que sirvió todo aquello? A mi me sirvió de mucho.

Primero, me sirvió para aprender que lo que hace malo el sistema no son las personas sino las leyes que permiten ciertos tipos de abusos a las personas que las ponen en práctica. En este caso, la Ley de Reforma Universitaria vigente en aquel momento exigía al profesor la investigación universitaria pero solo nombraba la necesidad de que el profesor “asistiera a clase”, no la de controlar los resultados de lo que se suponía que tenía que impartir entre los alumnos.

Segundo, que el sistema asambleario es un espejismo. Aparentemente es comunitario y todo el mundo es libre de participar y de aportar lo que quiera, pero cuando no se desvirtúa lo que se dice, se controla su resultado fácilmente; basta conque haya unos cuantos interlocutores entre la asamblea que aplaudan a los que les favorezcan, y abucheen o increpen a los que no son acordes con sus ideas. Por otro lado, el sistema asambleario provoca un inmovilismo mayor que el producido por la burocracia de “Las doce pruebas de Asterix” Es imposible que la sociedad pueda regirse por ese tipo de sistemas. Por cierto, se parece mucho a lo que pasa en los foros de internet. ¿Será que internet no es nada más que un reflejo de la realidad? – jajaja, “mundo virtual” le llaman, jajaja-

Tercero, se mezclan constantemente ideas para sistemas de distintas escalas. El otro día vi con mi hija la película “Los Dioses deben de estar locos”, en donde una sociedad bosquimana era feliz y perfecta, sin necesidades ni posesiones, sin envidias… hasta que apareció un regalo de los Dioses: una botella de Coca Cola. Hasta que aprendamos que la felicidad no está en las circunstancias que nos rodean sino en la adaptación a esas necesidades no dejaremos de intentar construir sociedades utópicas con las que pretendemos evadirnos de nuestra sociedad actual; y no dejaremos de fracasar, lease por ejemplo el Falansterio de Charles Fourier, del siglo XIX, o mismo el Comunismo Soviético del siglo XX. Pero es que no queremos entender que las necesidades de una sociedad de pocos cientos de habitantes no son las mismas que las de unos miles de habitantes, o las de una sociedad globalizada. El que piense que no puede existir egoismo, odio o avaricia en una sociedad de 6.000 millones de habitantes es que está viviendo en el Pais de nunca jamas. Pero el que crea que las necesidades de los Bosquimanos pueden ser las mismas que las de un ciudadano europeo vive en un pais no muy lejano al anterior. A nivel de física todo el mundo acepta que las leyes que rigen a escala planetaria son distintas de las que rigen a escala atómica, pero niegan que ese tipo de razonamiento sea aplicable a nivel social. Fanatismo puro y duro, tanto como es el religioso.

Por cierto, el Movimiento 15M se está convirtiendo literalmente en esto. Grupo asambleario; ideas genéricas no adaptadas a la sociedad actual pero que suenan muy bien, tipo no queremos corrupción, o queremos el bien del pueblo, o queremos que no hayan guerras, o…; apoyo de profesores o intelectuales al movimiento dándoles razones ideológicas a sus propuestas, que no intelectuales, ya que gran parte de ellas ya han sido históricamente probadas y ya han fracasado; búsqueda de mayor control por parte del Estado de toda nuestra vida mediante leyes liberticidas; etc…

En definitiva, INGENUOS INDIGNADOS.

P.D. Y ahora un poco de antivirus… digo de anti-ideología En el programa Debates en Libertad de Javier Somalo, Pedro Schwartz explica economía en dos tardes. En el se explican todos las teorías económicas, Adam Smith incluido, y de cuales son sus virtudes y también sus fallos. Merece la pena dedicarle una hora de tu vida.

Leer entrada completa | Make a Comment ( 3 so far )

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: